Las Abejas Insectos Trabajadores y La Importancia de su Trabajo

Las Abejas Insectos Trabajadores y La Importancia de su Trabajo

En su búsqueda por recolectar el néctar necesario para la producción de miel, las abejas pueden volar hasta a 15 millas por hora, las abejas deben visitar dos millones de flores sólo para producir una libra de miel. Cada abeja puede volar hasta 12 millas por día, y mientras recolectan todo el polen para su miel, también polinizan las flores que visitan. Muchas de esas flores ayudarán a producir gran parte de los alimentos que comemos. Una colonia produce típicamente alrededor de 50 libras de miel por año.

 

Al igual que las hormigas, las abejas por clases también son organizadas y se dedican a tareas muy específicas, por ejemplo, las abejas obreras son hembras infértiles y son las encargadas de las tareas del mantenimiento de la colonia. También son las encargadas de alimentar a las abejas crías, cuidar de la abeja reina, administran el néctar que entra, son las que construyen los panales de cera, vigilan y cuidan la colmena durante sus primeras etapas como adultas. También son las encargadas de buscar y recolectar polen, agua y néctar.

 

Cuando no están ocupadas cuidando a las crías, las abejas obreras también refrescan el interior de la colmena. Las abejas regulan la temperatura en el centro de la colmena se mantenga en 93 grados Fahrenheit. Cuando hace demasiado calor, las abejas obreras ventilan el aire sobre las gotas de agua para bajar la temperatura. Parece que las abejas casi nunca dejan de agitar sus alas.